Murcia.com

"La cárcel de algodón azul" o el grito visual de María José Cárceles contra la invisibilidad de la mujer

Fuente:

La artista murciana cree que "a día de hoy, continúa el machismo en el mundo audiovisual, y puedo decirlo con toda la tranquilidad del mundo. No puedo dar nombres, pero tengo compañeras que trabajan en un medio donde los hombres son los que destacan, aunque las mujeres hagan exactamente la misma labor o incluso a veces mejor. Aunque no creo en un feminismo que afirme que las mujeres somos mejores, ni na-da de eso, lo que pretendo siempre es hablar desde la igualdad. Y desde la igualdad puedo decir que sigue habiendo compañeras a día de hoy que están haciendo una labor increíble y no se les reconoce como se ha-ce con sus compañeros hombres".

La fotógrafa María José Cárceles ha recordado estas palabras en repetidas ocasiones en diversos medios de comunicación como parte de su lucha argumentativa contra el menosprecio a la mujer proveniente de personas ancladas todavía en un concepto desfasado de sociedad.

La exposición de fotografía que inauguró este viernes en el Museo Siyâsa de Cieza, 'La cárcel de algodón azul', forma parte de ese grito reivindicativo en contra de otra forma de opresión machista contra la mujer como es someterla a la invisibilidad. Una muestra inaugurada por las concejalas de Museos y Mujer, Conchi Villa y Melba Miñano, respectivamente, que podrá contemplarse hasta el 5 de enero.

Las dos casas andalusíes del Siyâsa acogen una exposición de 16 fotografías que manifiestan la invisibilidad de la mujer en aquellas culturas en las que se ven obligadas a usar el burka por razón de sexo. Instantáneas creativas y sensibles que impactan en la retina del espectador capturando su mente y trasladándola a la claustrofóbica sensación de las mujeres reas tras las telas y tules de determinados países y culturas. Un grito oportuno precisamente esta semana que se celebra la jornada del 25 de Noviembre contra la violencia de género. Son estampas que trascienden el evidente valor documental que poseen para ir más allá y posicionarse en el ámbito de lo artístico. No en vano, Cárceles ha fundido en más de una ocasión sus facetas de artista visual y periodista.

"Desde pequeña, siempre he querido ser escritora, pero tenía muy claro que la fotografía tenía que ser parte de mi vida, mi padre me rega-ló una cámara de fotos con siete años y lo visual siempre ha estado conmigo. Supe, desde que mi tío compró una cámara de vídeo «súper moderna» en el extranjero, que yo tenía que dedicarme a lo visual, pero nunca he sido de llevar cámara, he sido más de dirigir. Cuando conocí a Rafa -se refiere a su esposo, Rafael Hortal- con dieciséis años, a él también le gustaban los medios audiovisuales, él me enseñó a manejar la cámara, pero a mí me gusta más la parte de guion, es como hacer un pequeño relato, y a mí lo que me gusta es escribir y dirigir. Primero hice Empresariales, que supe desde un principio que no me gustaba, y después Audiovisuales en FP porque necesitaba encauzar mi camino hacia esta materia, formé parte de la primera promoción. A partir de ahí con-tacté con una serie de personas que venían de Madrid y hacían videoarte, los primeros que se dedicaban a esta disciplina, en el año 1979", ha comentado en alguna que otra ocasión.

Albacea de la cultura de Murcia, la difunde siempre que puede y forma parte de ella como artista visual, dirigiendo y produciendo el documental Párraga (1988), el largometraje Una vida¿un recuerdo (1989) y varios cortos, como Sentir (2008), presentado en el Círculo de Bellas Artes de Madrid. Desde 1979 se ha dedicado a la comunicación de cine, siendo la primera mujer en Murcia dedicada a este género. María José es una mujer multidisciplinar, renacentista, lo que queda patente en el desarrollo de tareas tan variopintas como la vicepresidencia de la Sociedad Geográfica de Murcia. Es autora del libro Aniversario (2007), un catálogo de entrevistas a diversos personajes de la cultura. También fue directora de la revista de Arte y Cultura ARTLOFT, de 2005 a 2008. Su pasión por la fotografía la llevó en 2012 a exponer junto a artistas de la talla de Alberto G. Alíx, Pepe Ya-gües, Ángel Haro o Antonio Ballester. Participó en la exposición de ar-te visual internacional de Amsterdam Strangers in Paradise; en la ex-posición de fotografía Japón Dual, dentro del evento Japón Cerca; re-cibió el Premio de Fotografía del Público del MUBAM, y participó en la exposición colectiva, también de fotografía, Yo expongo en el Reina, en el Museo Reina Sofía. Defensora de los derechos y la igual-dad de la mujer, es miembro de distintas asociaciones y dirige a nivel nacional el Festival Miradas de Mujeres 2014.

La cárcel de algodón azul o el grito visual de María José Cárceles contra la invisibilidad de la mujer - 1, Foto 1
Murcia.com

Comenta esta noticia en Facebook

Si quieres realizar algún comentario sobre esta noticia a los administradores de Murcia.com, rellena el siguiente formulario:

Enviar notificación Código: 202275
El titular de los datos personales, recogidos en este formulario, autoriza expresamente a Alamo Networks, S.L.U. a tratar dichos datos de forma informótica y poderlos incorporar a su base de datos. El usuario podrá ejercer los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición de sus datos de carácter personal, en los términos establecidos por la LOPD, en el domicilio fijado en C/ Alamo 8, 30850,Totana (Murcia). Para su mayor comodidad podrá ejercer los derechos también por correo electrónico en la dirección info@murcia.com