Murcia.com

CERRAJEROS MADRID: ¿Cuáles son los diferentes tipos de cerraduras?

Fuente:

CERRAJEROS MADRID: ¿Cuáles son los diferentes tipos de cerraduras?

Para conocer los distintos tipos de cerraduras, es importante entender las diferencias entre ellas. El método de instalación, el sistema de cierre y el nivel de seguridad son los tres elementos que permiten clasificar las cerraduras

A continuación, se ofrece un artículo que destaca las principales características de estas diferentes familias de cerraduras. Esto le permitirá hacer una elección más fiable cuando llegue el momento de sustituir la cerradura.

Tipos de cerraduras por método de instalación

El tipo de instalación constituye el primer nivel de diferenciación de las cerraduras, con modelos de embutir y de superficie:

Cerraduras de embutir

También conocidas como cerraduras empotradas, se instalan en el grosor de la puerta mediante una muesca. La instalación puede ser complicada y requiere la intervención de un cerrajero profesional para su sustitución, así también como para el mantenimiento y la limpieza de la cerradura.

Por otro lado, son una solución mucho más estética que las cerraduras de superficie: se conserva el aspecto de la puerta y hay más modelos de manillas o herrajes.

Nota: Algunas puertas no son compatibles con la instalación de una cerradura de embutir. Este es el caso de las puertas antiguas, que no se pueden instalar sin riesgo, o de las puertas blindadas, cuya resistencia puede verse comprometida por la instalación de este tipo de cerradura.

Cerraduras de superficie

Las cerraduras de superficie se instalan directamente en el marco de la puerta. La instalación es más fácil y rápida que con una cerradura de embutir.

El cilindro metálico contiene el mecanismo de bloqueo y es completamente visible, al igual que el alojamiento donde se enganchan los pernos.

Las cerraduras de superficies son ideales para instalar en puertas antiguas y están disponibles en varios modelos, desde las más básicas hasta las más seguras.

Cerraduras cuadradas o de quilla

Se trata de cerraduras de superficie, cuya estructura está reforzada por una barra vertical que contiene un enganche. Este apreciable refuerzo es importante para la seguridad de la cerradura y no es compatible con todas las puertas, especialmente aquellas cuya jamba es demasiado estrecha.

La instalación de este tipo de cerradura es relativamente sencilla, siempre que se disponga de las herramientas necesarias que suelen utilizar los cerrajeros como: destornillador, herramientas de medición, etc.

Tipos de cerraduras según el sistema de cierre

Hay muchas diferencias entre los sistemas de mecanismos antiguos y las cerraduras de cilindro.

Aunque las primeras se siguen utilizando para puertas interiores, son las cerraduras de cilindro las que tienen más ventajas en términos de seguridad. Para distinguirlas, basta con examinar la llave: pesada y voluminosa para las cerraduras mecánicas, mucho más pequeña y generalmente planas para las cerraduras de cilindro.

Cerraduras mecánicas

Las cerraduras de accionamiento mecánico se utilizan desde la antigua Roma y son uno de los sistemas de cierre más antiguos. Hay dos tipos de cerraduras mecánicas:

Cerraduras con herrajes: Cuyo mecanismo se basa en piezas fijas de metal que corresponden a los patrones de la llave, si se introduce la llave correcta en la cerradura, ésta puede girar sin obstáculos y, por lo tanto, activar el cerrojo.

Las cerraduras de bombillo: Son una mejora de las cerraduras de tambor, el mecanismo se basa en piezas metálicas soportadas por resortes. Para que el cerrojo funcione, las distintas piezas deben estar montadas a una altura determinada, ni demasiado alta ni demasiado baja.

Cerraduras de cilindro

Inventadas a mediados del siglo XIX, las cerraduras de cilindro mejoraron notablemente la seguridad de los hogares.

La cerradura de cilindro tiene un mecanismo preciso basado en una serie de pasadores de diferentes tamaños sujetados por resortes. Además de proporcionar una mejor protección contra los robos, este sistema tiene la ventaja de ser muy fácil de sustituir.

Tipos de cerraduras según el nivel de seguridad

Este es, sin duda, el factor diferenciador más decisivo a la hora de elegir una cerradura. Aunque algunos ladrones son capaces de burlar cerraduras muy sofisticadas, la norma Assurance Protection Prévention (A2P) proporciona puntos de referencia confiables para aquellos que buscan sistemas de cerraduras resistentes.

Tras examinar el nivel de resistencia de la cerradura, se pueden elegir cilindros especialmente seguros o incluso utilizar cerraduras inteligentes.

La norma A2P

En principio, ninguna cerradura o puerta es perfectamente segura. Con las herramientas adecuadas, un ladrón experimentado será capaz de perjudicar la puerta para entrar a la vivienda.

El factor decisivo es el tiempo, la mayoría de los delincuentes se rinde si un sistema resiste sus ataques durante más de 5 minutos. Por lo tanto, la norma A2P establece una calificación mínima de una estrella para las cerraduras que resisten los intentos de forzamiento o robo durante más de cinco minutos.

Las calificaciones de dos y tres estrellas corresponden a una resistencia de 10 y 15 minutos respectivamente.

Características de seguridad de las cerraduras

Varias características mejoran significativamente la resistencia de las cerraduras:

Cerradura antiganzúa: Cuantos más pasadores tenga un cilindro, más tiempo tardará en ganzuarse. Hay cerraduras con hasta 36 pitones dispuestos en varios ejes alrededor de la llave.

Cerradura anti taladro: La zona de entrada de la llave está protegida por un escudo de acero.

Bloqueo anti-extracción: Los intentos de extraer el cilindro con unos alicates son imposibles, debido a la falta de rugosidad.

Cerradura anti-bumping: La técnica de apertura con una "llave de golpe” para alinear los pasadores es imposible.

Cerradura antirrotura: El cilindro tiene una estructura reforzada.

Cerradura anticopia: No se trata de una característica técnica, sino de un servicio ofrecido por un cerrajero profesional. El cliente recibe una tarjeta de propietario y sólo se puede copiar una llave presentando esta tarjeta.

Cerraduras multipunto

Después de haber asegurado el cilindro tanto como sea posible, es aconsejable asegurar la resistencia general de la cerradura para evitar intentos de forzarla con una palanca.

Esto es posible con las cerraduras multipunto, que permiten fortalecer la protección de la puerta con su marco. Estas cerraduras son ideales para bloquear una puerta en múltiples puntos de seguridad desde un único punto de control.

Los modelos clásicos tienen 3 puntos de cierre (medio, superior e inferior). Para una seguridad aún mayor, existen cerraduras de seguridad con 5, 7 o incluso una docena de puntos de cierre.

Cerraduras biométricas

Durante mucho tiempo reservadas para empresas y hoteles, las cerraduras biométricas empiezan a ser adoptadas por particulares.

Diseñadas a partir de cerraduras multipunto para una mayor resistencia, permiten el desbloqueo mediante el reconocimiento de biométrico como las huellas dactilares, el contorno de la mano o la retina del ojo.

CERRAJEROS MADRID: ¿Cuáles son los diferentes tipos de cerraduras? - 1, Foto 1

Comenta esta noticia en Facebook

Si quieres realizar algún comentario sobre esta noticia a los administradores de Murcia.com, rellena el siguiente formulario:

Enviar notificación Código: 2021919
El titular de los datos personales, recogidos en este formulario, autoriza expresamente a Alamo Networks, S.L.U. a tratar dichos datos de forma informótica y poderlos incorporar a su base de datos. El usuario podrá ejercer los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición de sus datos de carácter personal, en los términos establecidos por la LOPD, en el domicilio fijado en C/ Alamo 8, 30850,Totana (Murcia). Para su mayor comodidad podrá ejercer los derechos también por correo electrónico en la dirección info@murcia.com
Murcia.com